​Yo también sé cuidar! — Reeve Connect
Reeve en Español
Comunidad de información y apoyo para las personas que viven con parálisis y sus cuidadores en español.

​Yo también sé cuidar!

TanyaG21
TanyaG21 Member, Moderator Posts: 19 Moderator
First Anniversary 5 Likes First Comment Photogenic
Del blog de la fundacion tema de Gretchelle Dilan, Ph.D. in Life After Paralysis

Un cuidador provee asistencia para satisfacer las necesidades diarias de otra persona. A los cuidadores se los conoce como "formales" o "informales". A los cuidadores "formales" se les paga por sus servicios y han tenido formación para brindar los cuidados. Los cuidadores "informales", son las personas que cuidan a familiares o amigos por lo general sin pago. No todos contamos con la bendición de tener ayuda pagada y como hay una gran mayoría de lesionados de la médula espinal recibiendo cuido del cuidador informal, hablaremos de esta clasificación hoy.

Las condiciones a las que tienen que hacer frente los cuidadores informales son muy improvisadas. La falta de un vínculo laboral y por escrito, supone que no hay regulación y su actividad no está sujeta a unos principios básicos de tiempo, tareas, salario, seguridad, etc. Esta situación supone que la jornada “laboral” del cuidador informal, en muchas ocasiones la pareja, padres, hijos u otro familiar o amigo sobrepase los límites de tiempo establecidos por ley, ya que se está atendiendo de forma ininterrumpida durante todo el día sin descanso.

El estrés con el que tienen que lidiar, debido a esta situación, acompañado por la falta de experiencia y preparación, convierten este tipo de cuidados en una tarea que puede desgastar al cuidador informal. Y no solo físicamente, también mentalmente, elementos que repercuten directamente en la calidad de la asistencia prestada y por consiguiente a la persona que se le está brindando cuidado. Entonces, estás tú por el otro lado, ya viviendo una situación difícil por estar lesionado, sin tener opinión, sin poder pedir ni exigir y con un cuido no profesional donde en cualquier momento, sin ellos querer, te pueden lastimar, no saber cómo ayudarte o no saber sobre síntomas de las afecciones secundarias de una lesión medular. Aunque para algunos pudiera parecer solo una conversación, hay varios pasando por malos tratos que leerán este blog hoy. Aunque el maltrato es un tema que merece un blog especifico, hablemos de los cuidadores que tienen buen corazón, pero necesitan herramientas y necesitan de tu ayuda.

Empecemos con que los cuidadores también tienen otros papeles. Probablemente tu cuidador trabaje, sea padre, estudie, tenga pareja o tenga otros compromisos. Seguramente de golpe tuvo que familiarizarse con tu lesión, llamar doctores mientras se encuentra en el trabajo, abogar por ti y satisfacer tus necesidades diarias mientras también trata de hacer lo mismo por él mismo y su familia. Es juntar estrés con estrés y es una fórmula segura para el desgaste de las dos partes.

No la tenemos fácil pero tampoco tenemos opción. ¿Qué se puede hacer? Es un trabajo de todos los días, pero empecemos por preguntar cómo se siente tu cuidador cada vez que lo ves. ¿Qué tareas puedes hacer tú que actualmente está haciendo tu cuidador? ¿Qué puedes hacer por cuidar a tu cuidador? Llévalo a almorzar, hazle sus citas en la peluquería, piensa en algún detalle que lo alegre. Organiza una agenda con otro cuidador para que tenga días libres. Interésate, conviértete en un amigo, cuida esa relación.

Toma tiempo para aprender y enseñar que tú también sabes cuidar.

Gretchelle Dilán, PhD vive en Puerto Rico con una lesión de la médula espinal. Ella es una psicóloga industrial y es la escritora de los blogs en español para la Fundación Reeve. Suscríbete a nuestros blogs en español para informarte sobre temas de interés como el empleo, la salud mental, la investigación, las experiencias diarias y más. Visita www.ChristopherReeve.org/Blog y haz clic en el tag “Español”.
Sign In or Register to comment.